Print

Doctors and providers who treat this condition

  

La diabetes y su hijo: qué es la diabetes tipo 2

A usted le han dicho que su hijo tiene diabetes tipo 2. En esta enfermedad, el cuerpo tiene dificultades para usar un azúcar llamado glucosa como fuente de energía. La diabetes es una afección que dura toda la vida. Sin tratamiento, puede llegar a causar problemas de salud graves. Sin embargo, ya que la diabetes se puede controlar, su hijo podrá tener una vida plena y saludable. No es común que se presente diabetes tipo 2 en los niños. Sin embargo, en los últimos años, cada vez más niños están presentando diabetes tipo 2.

La fuente de energía el cuerpo

Contorno del abdomen de un niño que muestra el estómago, el páncreas (detrás del estómago) y el intestino.

Cuando su hijo come, su aparato digestivo descompone los alimentos. Parte de esa comida se convierte en glucosa en el intestino. La glucosa también se almacena y libera desde el hígado. La glucosa (también llamada azúcar en la sangre) brinda energía a todas las células del cuerpo. Circula por la sangre hasta llegar a estas. Sin embargo, la glucosa necesita la ayuda de una hormona denominada insulina para entrar en las células. La insulina se produce en un órgano que se llama páncreas. La insulina se libera en la sangre y circula hasta llegar a las células igual que la glucosa. Cuando la insulina llega a una célula, actúa como una llave. Abre una “puerta” para que la glucosa ingrese a la célula.  

Primer plano de corte transversal de vaso sanguíneo cerca de células. Entra insulina en el torrente sanguíneo. Entra glucosa en el torrente sanguíneo. La insulina se une a una célula. La glucosa entra en la célula y se usa para obtener energía.

 

Primer plano del corte transversal de un vaso sanguíneo cerca de células que presentan diabetes tipo 2. La célula no responde a la insulina. La glucosa no puede entrar en las células y se acumula en el torrente sanguíneo.

Si su hijo tiene diabetes tipo 2

Si una persona tiene diabetes de tipo 2, la comida igual se transforma en glucosa. Y la glucosa sigue viajando hasta las células. Sin embargo, es posible que el páncreas no produzca suficiente insulina para la cantidad de glucosa presente en la sangre. Es posible que el hígado libere demasiada glucosa de una sola vez y que las células del cuerpo no respondan de inmediato a la insulina. Esto es lo que se conoce como resistencia a la insulina. Por ese motivo, las células reciben menos glucosa de la que necesitan. Al principio, el páncreas produce más insulina para tratar de satisfacer la demanda. Sin embargo, llega un momento en que el páncreas ya no puede producir insulina suficiente para superar la resistencia. En consecuencia, la glucosa se acumula en la sangre. Cuando la sangre tiene demasiada glucosa se conoce como hiperglucemia (nivel alto de azúcar en la sangre). Sin la glucosa, las células de su hijo no logran obtener la energía que necesitan. Y, con el tiempo, el nivel alto de azúcar en la sangre puede causar otros problemas de salud.

¿Cuáles son las causas de la diabetes tipo 2?

La diabetes tipo 2 frecuentemente es hereditaria (pasa de padres a hijos). Tiende a afectar a familias de origen afroamericano, hispano, indígena americano, asiático americano y de las islas del Pacífico. Es más probable que a su hijo le dé diabetes si:

  • Pasa más tiempo sentado que haciendo actividad física.

  • Tiene exceso de peso para su edad y estatura.

  • Uno de sus padres o hermanos tiene diabetes.

  • La madre tuvo diabetes gestacional (durante el embarazo).

¿Cuáles son los síntomas de la diabetes tipo 2?

Si su hijo tiene diabetes tipo 2, las células de su cuerpo se privan de la energía necesaria. Es posible que el niño tenga los siguientes síntomas:

  • Sed muy intensa

  • Mayor producción de orina

  • Visión borrosa

  • Cansancio durante el día

  • Hambre extrema

  • Mojar la cama o levantarse a la noche para orinar

  • Pérdida de peso inexplicada

  • Dificultad para concentrarse

O, lo que es más común, es posible que su hijo no tenga ningún tipo de síntoma. A pesar de eso, el exceso de azúcar en la sangre puede seguir causando problemas.

¿Cómo se diagnostica la diabetes tipo 2?

Unos sencillos análisis de sangre pueden permitir que el proveedor de atención médica determine si su hijo tiene diabetes tipo 2. En estos análisis se mide el nivel de glucosa de la sangre de su hijo para ver si está elevado. Podría ser necesario repetir los análisis de glucosa para confirmar el diagnóstico.

¿Cuál es el tratamiento de la diabetes tipo 2?

No existe una cura para esta afección. Sin embargo, la buena noticia es que se puede manejar. El proveedor de atención médica de su hijo colaborará con usted para diseñar un plan de tratamiento. Seguir el plan le ayudará a su hijo a mantener el nivel de azúcar en la sangre dentro de límites saludables. Los tratamientos más frecuentes para la diabetes tipo 2 son:

  • Alimentarse de manera saludable

  • Mantenerse activo

  • Perder peso

  • Tomar medicamentos (si se requieren)

¿Qué sucede a largo plazo?

Las personas que mantienen un nivel de azúcar en la sangre demasiado alto por muchos años pueden presentar problemas de salud. Y esas afecciones pueden dañar el corazón, los ojos, los riñones y los nervios. Sin embargo, usted PUEDE ayudar a demorar o prevenir que su hijo tenga esos problemas. Para lograrlo, maneje el nivel de azúcar en la sangre de su hijo según las indicaciones que recibió.

Recursos

Para obtener más información sobre la diabetes, visite los siguientes sitios en Internet:

  • Asociación Americana de la Diabetes www.diabetes.org

  • Children with Diabetes (Niños con Diabetes) www.childrenwithdiabetes.org

  • Juvenile Diabetes Research Foundation International (Fundación Internacional para la Investigación de la Diabetes Juvenil) www.jdrf.org

  • American Association of Diabetes Educators (Asociación Estadounidense de Educadores en Diabetes) www.aadenet.org

  • American Association of Clinical Endocrinologists (Asociación Estadounidense de Endocrinólogos Clínicos) www.aace.com

  • National Diabetes Information Clearinghouse (Centro Coordinador del Instituto Nacional de la Diabetes) www.diabetes.niddk.nih.gov

NOTA:Esta hoja no contiene toda la información que usted necesita para cuidar a su hijo con diabetes. Pídale más información al proveedor de atención médica de su hijo.

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.