Print

Doctors and providers who treat this condition

  

La resonancia magnética o tomografía computarizada de corazón de su hijo

Los estudios radiográficos del corazón realizados con las técnicas de resonancia magnética (MRI por sus iniciales en inglés) y tomografía computarizada (CT por sus iniciales en inglés) son pruebas con imágenes que permiten al médico determinar si su hijo tiene algún trastorno cardíaco. Estas pruebas son indoloras y no invasivas. El médico de su hijo le explicará por qué el niño requiere una o ambas de estas pruebas.

¿Qué son la MRI y la CT cardíacas?

Niño acostado boca arriba sobre una mesa de escáner con una vía intravenosa en su brazo. Un proveedor de atención médica está preparando la mesa para que entre en la abertura con forma de anillo.

La MRI y la CT cardíacas son técnicas empleadas para tomar imágenes del corazón.

  • En la MRI cardíaca se utilizan unos potentes imanes y ondas de radio. La exploración por MRI cardíaca puede revelar problemas en la estructura del corazón, anomalías del flujo sanguíneo y daños a los tejidos cardíacos.

  • En la CT cardíaca se utilizan rayos X y tecnología de procesamiento por computadora. La exploración por CT cardíaca puede revelar problemas en la estructura del corazón, especialmente si hay daños en los vasos sanguíneos.

Antes de la exploración

En preparación para la exploración por MRI o CT cardíaca de su hijo, tal vez tenga que hacer lo siguiente:

  • Abstenerse de darle de comer o beber a su hijo durante 4–6 horas antes de la exploración.

  • Quitar cualquier objeto metálico (tal como anteojos, joyas, cinturones o ropa con cremalleras) del cuerpo de su hijo.

  • Decirle al médico de su niño y al profesional que está haciendo la exploración si el niño tiene puesto un parche adhesivo medicado.

  • Seguir todas las demás instrucciones que le dé el médico.

 

Avise al técnico o el médico si su hijo:

  • Tiene implantes metálicos (como un marcapasos).

  • Tiene alguna alergia.

  • Se ha sometido a alguna operación.

  • Tiene algún otro problema importante de salud.

  • Se pone nervioso o se asusta en lugares encerrados.

Durante la exploración

La exploración la realiza un técnico o un radiólogo (médico capacitado para diagnosticar y tratar problemas mediante tecnología con imágenes). También es posible que la exploración la realice un cardiólogo con capacitación especial en radiología (el cardiólogo es un médico capacitado para diagnosticar y tratar problemas del corazón). La exploración se realiza en un hospital. La exploración por MRI cardíaca dura unos 60–90 minutos; la exploración por CT cardíaca dura unos 30 minutos.

  • Usted podrá acompañar a su hijo en la sala de pruebas hasta que comience la exploración.

  • Su hijo se acuesta sobre una mesa que se desliza al interior del escáner (parte de la máquina que realiza la exploración).

  • Su hijo debe permanecer inmóvil durante la exploración, ya que los movimientos afectan la calidad de los resultados e incluso pueden requerir que se repita la prueba. Para ayudar a que su hijo se mantenga inmóvil podrían ponerle unos dispositivos de sujeción. Además, es posible que al niño le administren un sedante (medicamento que relaja a su hijo o lo hace dormir), ya sea por la boca o a través de una sonda intravenosa (IV); como alternativa podrían ponerle anestesia (medicamento que duerme a su hijo e impide que sienta algún dolor), ya sea a través de una mascarilla facial o por vía IV. Una enfermera capacitada o médico (anestesiólogo) se encargará de este proceso.

  • Podría usarse un medio de contraste (colorante) para mejorar los resultados de las imágenes. Su hijo recibirá el medio de contraste por la boca o a través de una sonda IV.

  • Durante una exploración por MRI cardíaca, sobre el corazón del niño podría colocarse una espiral que envía y recibe ondas de radio y ayuda a mejorar los resultados de las imágenes.

  • En todo momento el técnico permanece en las cercanías y observa a su hijo a través de una ventana.

  • Si está despierto, su hijo puede hablar con el técnico y escucharlo a través de un altavoz situado dentro el escáner.

  • Durante una exploración por MRI cardíaca, su hijo recibirá tapones para los oídos con el fin de atenuar el ruido procedente del escáner.

  • Durante una exploración por CT cardíaca podría pedirse a los niños mayores que contengan la respiración en ciertos momentos, para mejorar los resultados de las imágenes.

Después de la exploración

  • Si se le administró un sedante o anestesia, su hijo podría ser trasladado a una sala de recuperación. El efecto de cualquier medicamento podría tardar 1–2 horas en desaparecer.

  • A menos que le indiquen lo contrario, su hijo puede reanudar su rutina normal y su dieta enseguida.

  • Cualquier medio de contraste que se le haya administrado a su hijo debe salir de su cuerpo en un plazo de 24 horas.

  • Las imágenes son examinadas por un radiólogo y un cardiólogo; este último le avisará para comunicarle los resultados completos.

 

Algunos de los riesgos y posibles complicaciones de la MRI y CT cardíacas son:

  • Exposición a la radiación a causa de los rayos X (sólo con la CT)

  • Problemas con implantes metálicos no detectados (sólo con la MRI)

  • Reacción (como dolores de cabeza, escalofríos y vómitos) al sedante o la anestesia

  • Reacción alérgica (como urticaria, comezón o respiración con silbidos) al medio de contraste

Maneras de ayudar a su hijo a prepararse

Usted puede ayudar a su hijo preparándolo de antemano. La manera de proceder dependerá de las necesidades de su hijo.

  • Explíquele la prueba al niño en palabras breves y sencillas. Ya que los niños de poca edad no prestan atención por mucho tiempo, si tiene un hijo pequeño déle su explicación poco antes de la prueba. A los niños mayores puede dárseles más tiempo para entender la prueba de antemano.

  • Asegúrese de que el niño comprenda las partes de su cuerpo que estarán involucradas en la prueba.

  • Describa lo mejor que pueda lo que el niño sentirá durante la prueba. Es posible que le inserten una sonda IV en el brazo o la mano para administrarle medicamentos o el medio de contraste; la inserción podría causar un pinchazo breve. Su hijo no sentirá ninguna molestia una vez que surtan efecto los medicamentos. Si está despierto, su hijo podría comenzar a inquietarse por tener que estar acostado e inmóvil.

  • Deje que su hijo le haga preguntas y contéstele con sinceridad. Es posible que el niño se ponga nervioso o tenga miedo, y quizás incluso llore. Tranquilice a su hijo diciéndole que usted va a estar cerca durante la prueba.

  • Muchos hospitales disponen de un especialista en la vida infantil, el cual está capacitado para ayudar a los niños a comprender lo que pueden esperar durante el tiempo que pasen en el hospital. Podrían usarse libros, videos, muñecas y juguetes como ayuda para explicar el procedimiento a su hijo. Asegúrese de preguntar al médico de su hijo sobre los recursos disponibles en el hospital.

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.