Print

Doctors and providers who treat this condition

  

La enfermedad de Parkinson: Seguridad en el hogar

A medida que progresa la enfermedad de Parkinson, la seguridad en el hogar se irá convirtiendo en un problema cada vez más serio. Esta página contiene consejos que pueden facilitar su vida cotidiana y hacerla más segura. Además, su médico podría recomendarle un terapeuta para que le dé sugerencias sobre las mejores maneras de modificar su casa.

Modificación de las zonas de su vivienda donde está más a menudo

Consiga la ayuda de sus familiares y amigos para hacer estos cambios:

  • Mantenga los pasillos despejados y libres de obstáculos. Para evitar tropiezos, elimine las alfombras pequeñas y quite del paso los cables eléctricos y telefónicos.

  • Obtenga un teléfono inalámbrico o con altavoz. Programe en su teléfono los números de sus familiares y de los servicios de emergencia.

  • Asegúrese de que las habitaciones estén bien iluminadas. Instale luces de noche en los pasillos.

  • Si tiende a quedarse agarrotado o paralizado en los umbrales de las puertas, considere colocar líneas de cinta adhesiva en el suelo entre las habitaciones. El hecho de pisar la cinta podría servirle de indicio para seguir moviéndose.

Cuarto de baño con elementos de seguridad. Barras de donde tomarse en la ducha y en la tina para apoyarse al entrar y salir. Duchador de mano para bañarse más fácilmente. Silla para inodoro o asiento de inodoro elevado. Tapete de baño con goma en la parte de abajo para prevenir resbalones y caídas. Asiento de ducha para que bañarse sea más seguro y menos cansador.

Modificación del cuarto de baño

Siga los consejos indicados aquí para hacer cambios en el baño. Medicare o la compañía de seguros podrían cubrir los costos de algunos de estos artículos, según el plan y las necesidades particulares que tenga.

 

 

Para prevenir las caídas

Los síntomas de la enfermedad de Parkinson aumentan el riesgo de caídas. Las mejoras de la seguridad en la casa pueden servir de ayuda. Pero si empieza a caerse con frecuencia, consulte con su médico; tal vez le recomiende unas sesiones de fisioterapia para enseñarle las maneras más seguras de desplazarse. En caso necesario, su terapeuta también podría enseñarle a usar un bastón o una andadera. Considere la posibilidad de adquirir un dispositivo personal de emergencia (Lifeline); así, si llega a caerse mientras está solo, tendrá una manera de pedir ayuda.

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.