Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Colostomía: Cuidado del estoma

Es preciso que se cuide tanto el estoma propiamente como la piel que lo rodea (llamada piel periostomal). Esto significa que no sólo debe mantener limpio el estoma y su piel, sino también proteger la zona contra la humedad e impedir que entre en contacto con materia fecal. Estas medidas le ayudarán a evitar problemas cutáneos y malos olores.

Revise el estoma

Revise el estoma y la piel que lo rodea cada vez que se cambie la bolsa. Para poder ver toda la zona en torno al estoma, párese frente a un espejo grande o use un espejo de mano. El estoma debe tener un aspecto brillante y húmedo, y ser de color rosado oscuro o rojo; la piel que lo rodea debe estar lisa y no presentar puntos rojos ni heridas.

Limpie alrededor del estoma

Limpie la zona que rodea el estoma con agua tibia y una toallita suave cada vez que se cambie la bolsa. El agua no perjudica el estoma. Incluso puede bañarse o ducharse con la bolsa puesta, si así lo desea.

  • En el estoma no hay terminaciones nerviosas, por lo que la zona no produce ninguna sensación. Asegúrese de limpiar y secar el estoma con suavidad; es posible lesionar el estoma sin darse cuenta (debido a su falta de sensibilidad).

  • Ya que el tejido contiene diminutos vasos sanguíneos, es posible que el estoma le sangre ligeramente cuando se lo limpie.

Proteja la piel que rodea el estoma

Para que la bolsa se adhiera firmemente, la piel alrededor del estoma debe estar seca y lisa. Si la piel está húmeda o tiene irregularidades, es más probable que la bolsa tenga fugas que pueden irritar la piel y provocar malos olores.

  • Para conservar la salud de la piel, séquela con palmaditas (sin frotar) después de lavarla.

  • Si lo desea, antes de ponerse una nueva bolsa aplíquese una barrera cutánea adicional, como por ejemplo un pañuelito de papel. De esta forma, la piel estará protegida si se producen fugas de materia fecal alrededor de la bolsa.

Causas comunes de problemas en la piel

  • Las fugas en la bolsa pueden hacer que la piel enrojezca y exude humedad. Use una guía de medida para comprobar que la abertura de la bolsa sea del tamaño correcto.

  • El vello debajo de la bolsa puede inflamar la piel. Para evitar este problema, aféitese todo el vello presente alrededor del estoma con una máquina de rasurar eléctrica. Aféitese siempre alejándose del estoma.

  • Las alergias a las barreras cutáneas pueden provocar comezón, ardor o escozor en la piel. Si tiene alergias, quizás sea necesario que pruebe una nueva barrera cutánea o cambie a otro tipo de bolsa.

  • Las infecciones por levaduras pueden provocar enrojecimiento y comezón en la piel. El sudor que se forme debajo de la bolsa aumenta la probabilidad de estas infecciones. Las fundas para bolsas pueden ayudar a mantener seca la piel.

Llame a su enfermero de terapia enterostomal (ET) u otro proveedor de atención médica si:

  • La piel que rodea el estoma está enrojecida, exuda humedad, sangra o tiene heridas.

  • La piel que rodea el estoma le pica, arde, causa escozor o tiene puntos blancos.

  • El estoma se hincha, cambia de color o sangra sin cesar.

  • El estoma se nivela con la piel o se hunde debajo de ésta, o si sobresale más de lo normal.

 

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.