Tratamiento de la enfermedad inflamatoria pélvica (EIP) con medicamentos - Fairview Health Services
 
Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Tratamiento de la enfermedad inflamatoria pélvica (EIP) con medicamentos

Tan pronto se diagnostique, la EIP debe tratarse con antibióticos. Es posible que haya que tomar dos o más tipos de antibióticos, para garantizar la destrucción de todas las bacterias. Tome todos los medicamentos según la receta porque, de no hacerlo, la infección podría persistir.

Para casos leves

Los casos leves de EIP pueden tratarse en casa. Es probable que le receten antibióticos en pastillas; posiblemente le pongan también una inyección de antibióticos.

Para casos más graves

Los casos graves de EIP requieren tratamiento en el hospital, con antibióticos administrados a través de una sonda IV (intravenosa). Allí le vigilarán estrechamente su salud. El tiempo que usted permanezca en el hospital dependerá de la gravedad de su enfermedad. Una vez que la den de alta, probablemente le recetarán antibióticos en pastillas. Si ha tenido alguna complicación, quizás haya que operarla para tratar el problema.

Asegúrese de que su pareja reciba tratamiento

Las bacterias que causan la EIP también pueden producir efectos nocivos en los hombres. Todos los compañeros sexuales que usted haya tenido en los últimos 60 días deben someterse a pruebas de clamidia y gonorrea. Lo más probable es que su pareja también reciba tratamiento con antibióticos.

 Durante el tratamiento

Siga todas las instrucciones de su proveedor de atención médica para ayudarse a sanar. Durante el tratamiento:Mujer tomando una pastilla con un vaso de agua.

  • Termine todos sus antibióticos, aunque empiece a sentirse mejor. Si no los termina, es posible que la infección persista o incluso que empeore y se vuelva más difícil de tratar.

  • No tenga relaciones sexuales hasta que tanto usted y su pareja hayan terminado todos sus antibióticos.

  • Evite usar tampones o hacerse lavados vaginales, porque estas actividades podrían permitir la entrada de las bacterias en el aparato genital superior.

  • Para aliviar el dolor pélvico, use una almohadilla calefactora, una bolsa de agua caliente o una compresa de hielo. Su proveedor de atención médica podría sugerirle analgésicos disponibles con receta médica o de venta libre.

  • Pregunte a su proveedor de atención médica si debe evitar el alcohol, que puede interferir en la acción de algunos antibióticos.

Si usted toma pastillas anticonceptivas

Cuando tanto usted como su pareja hayan terminado sus antibióticos, podrá reanudar sus relaciones sexuales. Sepa que algunos antibióticos pueden impedir que surtan efecto las píldoras anticonceptivas. Use preservativos (condones) de látex u otro método anticonceptivo durante por lo menos un mes después de terminar sus antibióticos. Además, siga tomando sus pastillas anticonceptivas normalmente. (Recuerde: las pastillas anticonceptivas ayudan a evitar el embarazo pero no protegen contra las enfermedades de transmisión sexual, o ETS.)

Si la infección reaparece

Incluso después del tratamiento, la EIP puede reaparecer, por ejemplo, si usted se infecta con otra ETS. Sea consciente de que, una vez que ha tenido la EIP, es más probable que las bacterias que normalmente son inofensivas le infecten el aparato genital superior. Esto significa que usted puede contraer otra EIP incluso sin infectarse con otra ETS. Cada infección con EIP aumenta las probabilidades de que surjan complicaciones.

 

Mientras esté recibiendo un tratamiento para la EIP, llame a su proveedor de atención médica si tiene cualquiera de estos síntomas:

  • Fiebre de 101°F o más alta

  • Dolor pélvico cada vez peor

  • Náusea o vómito

  • Sarpullido

  • Diarrea

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.