Print

Doctors and providers who treat this condition

  

¿En qué consiste la esterilización tubárica por laparoscopia?

La esterilización tubárica por laparoscopia, denominada a menudo “ligadura de trompas”, es una intervención quirúrgica efectuada para cerrar las trompas de Falopio con el fin de prevenir el embarazo. Durante la operación, se usa un tubo de observación iluminado, denominado laparoscopio, para guiar otros instrumentos. Generalmente es posible regresar a casa unas pocas horas después de la operación. La esterilización tubárica debe considerarse como un procedimiento permanente e irreversible. Si usted se hace ligar las trompas, lo más probable es que nunca vuelva a quedar embarazada; por esto, debe asegurarse de que esto es lo que realmente desea. Hable de este tema con su pareja y su proveedor de atención médica.

¿Qué tan eficaz es la operación?

La ligadura de trompas es uno de los métodos anticonceptivos más eficaces que existen. Sin embargo, en muy raras ocasiones se produce un embarazo después de la operación. En algunos casos, el embarazo es normal; en otros, el óvulo fecundado puede comenzar a crecer dentro de una de las trompas de Falopio, dando lugar a un embarazo ectópico (tubárico) que requiere tratamiento de emergencia. Si tiene preguntas, hable con su proveedor de atención médica.

El aparato reproductor femenino

En cada ciclo menstrual, uno de los ovarios libera un óvulo hacia una trompa de Falopio. Después del coito vaginal, el espermatozoide puede entrar en la trompa para fecundar el óvulo. Si no se produce la fecundación, el óvulo es absorbido por el cuerpo o expulsado durante la menstruación.

Después de la esterilización tubárica

Después de la operación, los ovarios siguen liberando óvulos. Sin embargo, ahora el paso del óvulo por la trompa de Falopio está impedido; tampoco pueden entrar los espermatozoides para fecundar al óvulo. Si el óvulo y los espermatozoides no pueden unirse, el embarazo no se puede producir. El óvulo es absorbido por el cuerpo. Las menstruaciones siguen ocurriendo hasta la menopausia.

 

Riesgos y complicaciones

Aunque suceden con poca frecuencia, algunas complicaciones de la esterilización tubárica son:

  • Infección

  • Sangrado

  • Daños a los vasos sanguíneos, nervios o músculos

  • Lesiones a la vejiga, los uréteres o el intestino, que requieren reparación quirúrgica

  • Coágulos de sangre

  • Imposibilidad de cerrar las trompas de Falopio (muy improbable)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.