Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Fracturas del cuello o la columna vertebral (Cuello o columna partidos)

La columna vertebral es una fila de 33 huesos (vértebras) que se extiende desde la base del cráneo hasta el cóccix. Estos huesos ayudan a soportar el cuerpo y protegen también a la médula espinal, la importante rama del sistema nervioso que transporta mensajes desde el cerebro al resto del cuerpo. Partirse (fracturarse) un hueso del cuello o la columna vertebral puede ser muy grave; en algunos casos puede producir una parálisis o hasta la muerte. Es imprescindible obtener atención médica de emergencia.

Mantenga inmóviles las lesiones del cuello o de la columna vertebral

Una persona que haya tenido una lesión en el cuello o la columna vertebral no debe moverse ni ser trasladada, sino tenderse quieta en espera del equipo médico de emergencias. Puede servir de utilidad que alguien sostenga suavemente la cabeza de la persona con las dos manos hasta que llegue el personal de asistencia. Si una persona está en peligro y REQUIERE ser trasladada:

  • Coloque una manta debajo de la persona y arrastre la manta por el piso.

  • Si no tiene una manta, agarre a la persona por los hombros. Sosténgale la cabeza con los antebrazos. Luego, tire de la persona hasta ponerla en un lugar seguro.

Cuándo debe acudir a la sala de emergencias ("ER" por su sigla en inglés)

Si sospecha que se ha producido una lesión en el cuello o la columna, llame de inmediato para pedir ayuda de emergencia. No intente transportar a la víctima usted mismo. Los síntomas de una fractura de cuello o columna vertebral pueden incluir:

  • Pérdida del conocimiento

  • Fuerte dolor de espalda o de cuello

  • Formación de magulladuras ("morados") e hinchazón sobre el cuello o la espalda

  • Hormigueo o pérdida de sensación en las manos o los pies

  • Pérdida del control del intestino o la vejiga

  • Pérdida de sensación y movimiento por debajo del nivel de la lesión

Qué puede esperar en la ER

  • Le harán un examen y preguntas sobre la lesión. Para el examen podrían colocar a la persona afectada sobre una tabla especial para la columna, que impide que se mueva.

  • Es posible que le pongan un collarín alrededor del cuello.

  • Podrían hacerle radiografías del cuello y/o la columna vertebral.

  • Podrían hacerle pruebas de diagnóstico por imagen como tomografías computarizadas o imágenes por resonancias magnéticas (respectivamente, "CT" y "MRI" por sus siglas en inglés). Estas pruebas proporcionan imágenes más detalladas de las estructuras internas del cuello y la espalda.

  • Podrían administrarle medicamentos para aliviar el dolor.

Tratamiento

El tratamiento tiene por objetivo restaurar la posición normal del cuello o la columna vertebral.

  • Para tratar una fractura leve del cuello o una fractura sencilla de la columna, podría usarse un collarín. Tal vez tenga que usarse el collarín entre 6 y 8 semanas hasta que el hueso sane. Podrían pedirle que haga ciertos ejercicios durante su recuperación.

  • Las fracturas graves o complejas suelen requerir una operación. Si ése es su caso, lo remitirán a un médico especialista en tratar huesos (cirujano ortopédico) o nervios (neurocirujano).

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.