Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Deshidratación

El cuerpo humano se compone en su mayoría de agua. Si se pierde más líquido del que se ingiere, uno puede deshidratarse. Esto significa que el cuerpo no tiene suficiente líquido para funcionar correctamente. La deshidratación leve puede causar debilidad, confusión o calambres; pero si es extrema, puede ocasionar daños cerebrales e incluso la muerte. Por esta razón es imprescindible buscar tratamiento cuanto antes.

Factores de riesgoHombre tomando agua de una botella

Aunque la deshidratación puede ocurrirle a cualquier persona, los lactantes, los niños y los adultos de mayor edad corren el mayor riesgo. Es más probable perder líquidos en caso de vómitos y diarrea fuertes o fiebre. El ejercicio o los trabajos arduos, especialmente en climas cálidos, también pueden provocar la pérdida excesiva de líquido.

Cuándo debe acudir a la sala de emergencias ("ER" por su sigla en inglés)

Vaya de inmediato a una ER por los síntomas siguientes:

Adultos

  • Orina muy oscura y escasa

  • Mareos, debilidad, confusión, desmayos

Niños

  • Ojos hundidos

  • Orina escasa o ausente (en el caso de lactantes, pañal seco durante 8 horas).

  • Orina muy oscura

  • Piel que no recupera su posición rápidamente al pellizcarla

  • Llanto sin lágrimas

Qué puede esperar en la ER

Se medirá la presión arterial, la temperatura y la frecuencia cardíaca. Es posible que se hagan exámenes de sangre o de orina. La deshidratación se trata principalmente con líquidos, que se dan para beber o se administran a través de una vena en el brazo. También podría tratarse la diarrea, el vómito o la fiebre alta.

La mejor manera de prevenir la deshidratación es beber líquidos. El agua es ideal, pero también es bueno tomar jugo o paletas heladas. Su médico podría recomendarle soluciones de electrolitos para lactantes y niños pequeños enfermos.

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.