Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Ataque cerebral: cómo tomar los medicamentos

Su médico le recetó medicamentos para reducir el riesgo de un ataque cerebral, pero no le ayudarán a menos que usted los tome según las indicaciones. Esta hoja explica por qué y cómo tomar sus medicamentos.

Un farmacéutico le muestra a una mujer una botella de comprimidos en el mostrador de la farmacia.

Cómo le ayudan sus medicamentos

  • Le hacen sentir mejor para poder hacer más de las actividades que disfruta.

  • Impiden que su sangre se coagule, lo que ayuda a prevenir el ataque cerebral.

Tipos de medicamentos

Muchos tipos de medicamentos pueden ayudar a prevenir un ataque cerebral. Es posible que le receten uno o más de los siguientes:

  • Los medicamentos anticoagulantes (“fluidificadores de la sangre”) ayudan a prevenir la formación de coágulos. Si toma un anticoagulante, es posible que deba realizarse pruebas de sangre con frecuencia.

  • Los medicamentos antiagregantes plaquetarios, como la aspirina, se recetan a muchos pacientes que tuvieron ataques cerebrales porque disminuyen la probabilidad de que se formen coágulos sanguíneos. La aspirina se puede comprar sin receta.  

  • Los medicamentos para la presión arterial ayudan a bajarla. Lo más probable es que usted necesite tomar varios tipos de medicamentos. 

  • Los medicamentos que reducen el nivel de colesterol disminuyen la probabilidad de acumulación de placa en las paredes de sus arterias.

  • Los medicamentos para el corazón pueden tratar ciertos problemas cardíacos que aumentan su riesgo de tener un ataque cerebral.

  • Los medicamentos contra la diabetes ajustan los niveles de azúcar en la sangre. Esto puede prevenir problemas que llevan a un ataque cerebral.

Conozca los medicamentos que toma

Para ayudar a que mi sangre no se coagule,

tomo:__________________________________________

Para mantener baja mi presión arterial y facilitarle el bombeo a mi corazón,

tomo:__________________________________________

Consejos sobre los medicamentos

A continuación, se describen algunos consejos que pueden serle útiles al momento de tomar los medicamentos. Tenga en cuenta que la mayoría de los medicamentos deben tomarse todos los días, aun si usted se siente bien. Pregunte a su médico si debe evitar ciertos alimentos o bebidas alcohólicas. También infórmele si tiene problemas para afrontar el costo de los medicamentos.

  • Establezca una rutina. Tome los medicamentos a la misma hora todos los días. Use recordatorios para no olvidar tomarlos. A algunas personas les resulta útil usar un pastillero para organizar sus medicamentos. 

  • Tome TODOS sus medicamentos. Algunos medicamentos funcionan mejor cuando se combinan con otros. No tome un tipo de medicamento mientras se salta otro.

  • Planifique con anticipación. Resurta los medicamentos antes de que se terminen. Asegúrese de llevar los medicamentos con usted si realiza algún viaje.

  • Nunca cambie una dosis ni decida por sí mismo dejar de tomar los medicamentos. Y, si olvida tomar una pastilla, no tome dos con la dosis siguiente.

  • Informe a su médico si alguno de los medicamentos le provoca efectos colaterales. Es posible que su médico le cambie la dosis o le recete un medicamento nuevo.

  • Haga una lista de los medicamentos que toma y llévela a las citas con proveedores de atención médica.

Para familiares y amigos

Los medicamentos pueden tener una función fundamental para prevenir un ataque cerebral. Esto es particularmente así para las personas que ya tuvieron uno o un ataque isquémico transitorio (TIA, por sus siglas en inglés). Para brindar apoyo, haga lo siguiente:

  • Asegúrese de que su ser querido sepa cómo funcionan los medicamentos y cuándo debe tomarlos. Realice controles frecuentes para verificar que los tome según lo indicado.

  • Averigüe si algún medicamento reacciona con determinados alimentos o bebidas alcohólicas.

  • Preste atención a la aparición de efectos colaterales. Llame al médico si alguno de los medicamentos provoca una reacción excesiva de hematomas, hemorragias nasales, mareos o visión borrosa.

Llame a su médico

 Llame a su médico de inmediato si:

  • Presenta efectos secundarios tales como mareos, náuseas, calambres musculares, dolor de cabeza, tos, hinchazón o sarpullido.

  • Está aumentando de peso.

  • Se salta una dosis de cualquiera de sus medicamentos por un tiempo prolongado.

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.