Laminotomía - Fairview Health Services
 
Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Laminotomía

La laminotomía es una operación que consiste en eliminar una pequeña porción de hueso de la columna vertebral, para disminuir la presión sobre los nervios de la parte baja de la espalda (lumbar), lo que ayuda a reducir los síntomas. Estas cirugías no son una panacea, pero son particularmente eficaces para reducir el dolor de pierna.

Vista posterior de las vértebras lumbares que muestra la lámina de dos vértebras parcialmente extraída.

Antes de la cirugía

Es muy probable que necesite llegar al hospital en la mañana de la operación. Para prepararse para la operación, siga todas las instrucciones que le haya dado su médico.

  • No coma ni beba nada desde 10 horas antes de la operación.

  • Si está tomando un medicamento todos los días, pregunte si debe tomarlo la mañana de la operación. Si usted toma algún medicamento anticoagulante, por ejemplo aspirina, debe hablar del tema detenidamente con su médico por lo menos con una semana de anticipación. 

  • En el hospital, le tomarán la temperatura, el pulso, la respiración y la presión arterial.

  • Es posible que le coloquen una sonda intravenosa para suministrarle líquidos y medicamentos durante la operación.

Durante la operación:

  • Una vez que esté en el quirófano, le administrarán la anestesia.

  • Cuando esté dormido, se hará una incisión cerca del centro de la zona lumbar de la espalda. La incisión puede medir entre 2 y 6 pulgadas, según la cantidad de vértebras que sea necesario operar.

  • En una laminotomía, se elimina parte de la lámina (hueso que forma la porción posterior del conducto vertebral) de la vértebra que esté por encima y por debajo del nervio oprimido. Así se crea una pequeña abertura que a veces es suficiente para liberar la presión sobre el nervio. Sin embargo, en la mayoría de los casos, también es necesario sacar tejido del disco o un espolón de hueso que está presionando el nervio.

  • Una vez que el nervio ya no esté presionado, se cerrará la incisión con suturas o con grapas quirúrgicas.

Después de la operación

Después de su operación, le llevarán a la unidad de cuidados posanestesia (PACU, por sus siglas en inglés). Cuando ya esté completamente despierto, irá a su cuarto. El personal de enfermería le dará medicamentos para calmarle el dolor. Es posible que le coloquen una sonda (un tubo pequeño) en su vejiga. Al poco tiempo, el personal que le atiende le ayudará a levantarse y movilizarse. También le enseñarán cómo despejar sus pulmones.

 

Cuándo debe llamar al médico

Una vez en casa, llame a su médico si tiene cualquiera de estos síntomas:

  • La zona de la herida está enrojecida, caliente o drena más de lo habitual

  • Aumenta el dolor, el entumecimiento o la debilidad en su pierna

  • Presenta fiebre por encima de 101°F (38.3°C)

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.