Print

Doctors and providers who treat this condition

  

Dermatitis Atópica (Neonatos) [Atopic Dermatitis, Neonate]

La dermatitis atópica provoca picazón, enrojecimiento e irritación en la piel debido a factores genéticos y ambientales. Este trastorno se conoce como dermatitis atópica. (También se le llama frecuentemente eczema, aunque esta denominación es más general.) La dermatitis atópica suele comenzar en la infancia y es un trastorno que afecta sobre todo a los niños. Se le considera una enfermedad crónica. En algunos niños el problema desaparece, mientras que otros continúan teniéndolo hasta la edad adulta.

La dermatitis atópica puede afectar cualquier parte del cuerpo. Los niños con este problema pueden tener inflamación, enrojecimiento e hinchazón de la piel. La piel puede estar reseca, escamosa y con comezón. Los recién nacidos pueden tener zonas de bultos parecidos a granos, manchas rojas y ásperas o zonas resecas y escamosas. La piel afectada puede tener un color más oscuro.

La dermatitis atópica puede tener muchas causas. Ciertos tipos de fórmula y medicamentos pueden actuar como desencadenantes de este problema. Asimismo, ciertas plantas, animales y productos químicos (como los suavizantes de telas) también pueden causar irritación de la piel. La dermatitis atópica tiende a ocurrir en condiciones de calor seco. Este trastorno suele ser hereditario y puede tener causas genéticas.

La dermatitis atópica puede controlarse, pero no curarse. Los baños y la humectación adecuados ayudan a reducir los síntomas. Pueden recetarse antihistamínicos para ayudar a aliviar la comezón, y a veces corticosteroides tópicos para reducir la hinchazón. En casos graves, el médico puede recetar fototerapia (tratamiento con luz), o medicamentos orales para reprimir el sistema inmunitario.  La irritación de la piel puede sanar una vez que el niño deja de rascarse o cuando se evita el irritante. De todas formas la dermatitis atópica puede reaparecer en cualquier momento, especialmente después de una enfermedad.

Cuidados En La Casa:

Medicamentos: El médico podría recetarle medicamentos para reducir la hinchazón y la comezón. Siga las instrucciones del médico al darle estos medicamentos a su hijo. El médico también podría recomendarle que bañe a su hijo con un aceite emulsionado o que use una loción humectante. Recuerde que los humectantes son más eficaces cuando se aplican antes de 3 minutos después del baño.

Atención General:

  • Consulte con su médico acerca de las posibles causas. No exponga al niño a ninguna sustancia a la cual usted sepa que es sensible.

  • Bañe a su recién nacido una o dos veces al día en agua tibia durante 20 minutos. Consulte con el médico del niño antes de usar jabón o de añadir cualquier sustancia al baño de su recién nacido.

  • Vista al recién nacido con ropa de algodón suave y holgada. El algodón absorbe humedad y ayuda a mantener la piel fresca.

  • Lave toda la ropa con un detergente líquido suave y enjuáguela completamente con agua limpia. Puede ser aconsejable que programe un ciclo adicional de enjuague para reducir los restos de detergente. No utilice suavizante de telas.

  • Intente impedir que el recién nacido se rasque la zona irritada, ya que esto afectará negativamente su curación. Aplique compresas mojadas sobre la zona para reducir la picazón. Mantenga bien cortas las uñas de las manos y de los pies.

  • Lávese cuidadosamente las manos con agua caliente y jabón antes y después de atender al recién nacido.

  • Observe la piel del recién nacido todos los días para ver si muestra señales persistentes de irritación o infección (vea la información más abajo).

Haga una VISITA DE CONTROL según le indique el médico o el personal del centro.

Nota Especial Para Los Padres:

La National Eczema Association podrá darle más información y apoyo. www.nationaleczema.org.

Obtenga Atención Médica Inmediata

en cualquiera de los siguientes casos:

  • Fiebre superior a 100.4°F (38°C) (temperatura rectal)

  • Empeoramiento de los síntomas

  • Señales de infección, como un aumento del enrojecimiento o de la hinchazón, aumento del dolor o supuración maloliente de la zona afectada

 

 

 
 Visit Other Fairview Sites 
 
 
(c) 2012 Fairview Health Services. All rights reserved.